Una noche emotiva la que vivieron los linenses que acudieron a la puesta de largo del poema flamenco ‘La Pasión de María’, obra escrita y dirigida por Jesús Cortés. La Pasión de Cristo recitada, cantada, bailada en un clima de fusión entre el arte y la fe. Más de 400 asistentes llenaron el Palacio de Congresos de la ciudad.

La guitarra de Juan Becerra transportó a los asistentes a los momentos más duros de la Pasión que acompañado del recitado de María Jesús Gil hacían contemplar la escena desde la voz y los sentimientos de la Virgen María. Natalia Vivero al cante arrancaba los aplausos del público y los hacía ponerse en pie, y tanto Carolina González como José Viñas al baile llenaban la escena de la elegancia, la sobriedad y el arte del baile flamenco.

Al evento acudió el arcipreste de la ciudad y párroco del santuario de la Inmaculada, de donde ha surgido esta iniciativa, el sacerdote Francisco Roldán, que estuvo acompañado por el sacerdote de la parroquia del Carmen, Pedro Flores y por José Antonio Capurro, sacerdote de la parroquia de San Bernardo Abad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here