Un huerto en el cole

0
258

La Diputación ha puesto en marcha el programa de Huertos Escolares en el que, en su décimo aniversario, participarán 101 centros escolares de la provincia durante el curso. En la comarca, son los colegios Inmaculada, el Andalucía, el Tartessos Saladillo (Algeciras), el Virgen de la Esperanza (La Línea), el Mar del Sur (San Roque), el Guzmán El Bueno (Tarifa) y el Azahar (Tesorillo).

El vicepresidente segundo y diputado del área de Transición Ecológica y Desarrollo Urbano Sostenible, el linense Mario Fernández, ha señalado hoy que esta iniciativa pretende acercar a la población escolar a la agricultura tradicional, a la horticultura ecológica y la cultura agraria.

Este programa tiene su origen en las actividades que se llevaban a cabo en el referido centro a principios de la década del 2000 y que concluían con la plantación de árboles y arbustos en el centro escolar o en el parque de la localidad. Algunos centros educativos demandaban jardinería en los patios de recreo y elementos vegetales para galerías y escaleras, lo que dio lugar a una serie de actividades para mejorar las condiciones ambientales de los espacios de aprendizaje y finalmente a la creación de huertos escolares.

Los objetivos específicos de este programa persiguen facilitar a los centros la creación de un huerto en sus instalaciones o aprovechar las oportunidades fuera del centro para este fin; conocer los principales cultivos tradicionales en la horticultura gaditana como base de una alimentación y hábitos de vida más saludables y también las herramientas básicas necesarias para el cultivo en el huerto, dignificando el trabajo hortelano.

Asimismo busca favorecer el trabajo cooperativo entre el alumnado, el profesorado y otras personas que puedan colaborar en el desarrollo del huerto; abordar el tratamiento de las competencias básicas y otras cuestiones mediante la creación y desarrollo de un pequeño huerto en el centro y contribuir a la adquisición de compromisos de acción en favor de la autonomía alimentaria, del mercado de proximidad y compra de temporada, calidad de los alimentos o la agricultura ecológica.

Desde la Diputación de Cádiz se ofrece a los centros escolares plantas, semillas, abono, herramientas básicas, además del asesoramiento y formación que necesitan, tanto hortícola como didáctica. La entrega de los kits de trabajo, que tiene lugar en la Casa de los Colores, se realiza en dos fases: una primera en noviembre-diciembre, para la campaña de plantación de otoño-invierno, en la que se les facilita semillas y plantones para dicha temporada, material diverso para el inicio del huerto, como abono, herramientas de jardinería, utillaje y elementos para el montaje del riego en el caso de los huertos de nueva incorporación al programa. Una segunda fase, en marzo, abre la campaña de plantación de primavera-verano, en la que se les entregan semillas y plantones correspondientes a dicha temporada.

Al final del programa de Huertos Escolares, a la entrada del verano, se celebran dos encuentros de evaluación del programa: uno final de escolares, donde se convocan y concentran gran número de grupos escolares hortelanos, alumnos y profesores para intercambiar experiencias, presentar trabajos de aula en los tenderetes, dentro de un formato de mercadillo, y organizar talleres ambientales relacionados con la horticultura. La participación de los escolares se realiza mediante pequeños grupos que representan al aula, clase, o grupo que trabaja el huerto en cada centro.

Por otra parte, se realiza un segundo encuentro final de profesorado para intercambiar experiencias y evaluar el programa.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here