La Línea plantará 5.000 árboles antes de 2023

713
arcgisa


El Ayuntamiento de La Línea ha presentado hoy las actuaciones del plan de arbolado urbano que prevé la plantación de más de 5.000 árboles en la ciudad antes de 2023. El acto ha contado con las intervenciones del alcalde, Juan Franco, el teniente de alcalde y vicepresidente de la Diputación de Cádiz, Mario Fernández, la concejal de Medio Ambiente, Raquel Ñeco, y el concejal de Jardines, Manuel Abellán. 

Ñeco y Abellán han informado que el plan prevé plantar alrededor de 1.000 árboles durante 2020, distribuidos por diferentes barriadas. El presupuesto total del año asciende a 130.000 euros que aumentará progresivamente en los próximos ejercicios.

En esta primera actuación se dará protagonismo especial al paseo marítimo de Levante donde, con una inversión de 55.000 euros, se van a plantar 122 palmeras y 42 coníferas y frondosas. La concejal de Medio Ambiente ha explicado que dadas las condiciones adversas para el crecimiento de arbolado en esta zona, ahora se probará con estas especies diferentes que junto al riego por goteo, facilitarán su desarrollo.

La playa de Sobrevela tendrá una “pantalla verde” de 200 pinos en la que se invertirá 34.766 euros, que contribuirá al mantenimiento de su sistema dunar. En este enclave se pondrá en marcha un programa de educación ambiental con centros educativos entre los que figura Asansull, que plantará 50 árboles en su 50 aniversario.

Otras zonas de actuación serán el recinto ferial, la prolongación de la calle San Cayetano, la calle Puerto Real, la avenida de la Banqueta y todos aquellos alcorques  vacíos repartidos por diferentes calles.

El alcalde ha destacado la importancia de este proyecto y la coordinación entre administraciones con la implicación de las delegaciones de Medio Ambiente, Parques y Jardines y Concesiones, junto a la Diputación Provincial de Cádiz, entidad que aporta los ejemplares para su plantación, así como la cofinanciación en un 80% de los Fondos Europeos de Desarrollo Regional (FEDER), en concreto con el objetivo temático seis, relativo a la preservación del medio ambiente y el fomento de los entornos verdes naturales. 

Las especies escogidas se adaptarán a las condiciones climáticas de la ciudad y todas tendrán incorporado un sistema de riego por goteo. “No solo va a a ser un elemento ornamental, sino también de mejora de la calidad del aire y de La Línea, uno de nuestros principales objetivos que además, entronca con la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible en materia ambiental”, manifestó el alcalde.

El vicepresidente del área de transición ecológica y desarrollo urbano sostenible de la Diputación ha señalado el compromiso de la institución con la renovación del Medio Ambiente y ha avanzado que, en los próximos cuatro años, está prevista la cesión de unos 5.000 árboles a La Línea para “fomentar la plantación de árboles y especies naturales, enriquecer los espacios verdes y mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, ya que son fundamentales para el desarrollo de la vida en la ciudad y para mitigar la huella de carbono”.

Los objetivos de este plan de arbolado son recuperar espacios con árboles, palmeras y arbustos; mejorar la calidad medioambiental de las playas, calles y avenidas; reducir los costes de mantenimiento con equipos de riego de bajo consumo y aumentar el patrimonio verde de la ciudad y su diversidad botánica.

Entre los beneficios de aumentar la masa arbórea, Ñeco destacó la necesidad de “una buena infraestructura verde que luche contra la infraestructura gris que ha ido predominando en todas las ciudades” empezar  a paliar la “emergencia climática” declara en la ciudad. La Línea quiere ser “un municipio pionero en el desarrollo sostenible, en el verde y en mejorar la calidad de vida de los ciudadanos”.