El Ayuntamiento suscribirá un convenio con Diputación para implantar la administración electrónica

La utilización de nuevas plataformas digitales supondrá un ahorro económico y ofrecerá nuevas posibilidades para los ciudadanos

516

El Ayuntamiento suscribirá un protocolo general de colaboración con la Diputación provincial de Cádiz, en el ámbito de las nuevas tecnologías, además de un convenio específico sobre administración electrónica y usos de sistemas de información para la implantación de las siguientes aplicaciones: Plataforma MOAD-H/Aplicación G-Registro/Decreto/ Portafirmas/e-POL/e-Padrón.

Con esta decisión se impulsa la administración electrónica municipal, en el marco de la plataforma Modelo Operativo de Ayuntamiento Digital (MOAD-H), que además de ser sustancialmente más económica que las que pueden contratarse con empresarios particulares, ofrece la garantía de estar liderada por la Junta de Andalucía y las diputaciones como administraciones públicas, englobando procedimientos digitalizados ya en funcionamiento y otros en proyecto la licitación y adjudicación.

Todo ello contribuirá a mejorar la satisfacción de los ciudadanos en sus relaciones con el Ayuntamiento, con lo que supone el incremento del número de herramientas de administración electrónica abiertas al público en tres áreas principales: implantación de un sistema integrado de administración electrónica, un portal del ciudadano y un programa de alfabetización digital.

La Diputación, a través de su empresa instrumental EPICSA, prestará el soporte necesario para la solución de las incidencias técnicas, de carácter informática, de las aplicaciones.
Entre los compromisos, se determina que por parte de la institución provincial se adscribirán al proyecto los medios humanos y técnicos necesarios para el adecuado servicio de las citadas aplicaciones durante el horario laboral del Ayuntamiento, proporcionar la formación específica al personal municipal y facilitar el soporte técnico a los interlocutores autorizados por el Ayuntamiento.

Si bien la Diputación, a través de su empresa EPICSA, asumirá con cargo a sus propios recursos el mantenimiento de las aplicaciones, será el Ayuntamiento quien contribuya al mantenimiento anual de la sostenibilidad de las aplicaciones, tales como almacenamiento necesario o uso de servidores, con una contraprestación económica anual cifrada en 9.000 euros.

El plazo de vigencia será de dos años y se prorrogará expresamente por periodos bienales, teniendo una duración de cuatro años incluida la prórroga.

Ambas partes se comprometen a solventar en el seno de una comisión de seguimiento la interpretación y discrepancias sobre el desarrollo del citado convenio.

Con respecto al protocolo general de colaboración entre la Diputación y el Ayuntamiento en el ámbito de las nuevas tecnologías, su puesta en práctica se circunscribe al desarrollo, instalación y mejora de aplicaciones informáticas y proyectos TIC, cuya implantación puede ser de interés público o social para ambas partes.

Tanto el protocolo general sobre nuevas tecnologías como el convenio sobre administración electrónica serán trasladados para su aprobación en el pleno ordinario de mayo, que se celebrará el próximo jueves, día 3.