La integración urbanística de La Alhambra y la ciudad de Granada, ejemplo para La Línea

1074

Granada y su Alhambra son un ejemplo perfecto de cómo una ciudad puede beneficiarse de su singular paisaje y elementos arquitectónicos. Sin embargo, nada de esto es fruto del azar sino de un concienzudo plan urbanístico desarrollado desde 1987 para que la ciudad y su ciudadela "dialogaran". ✏️Las ciudades se pueden "dibujar". Y ahora es el momento de hacerlo en La Línea. ¿Nos ayudas? Tienes más info del plan de La Alhambra, en nuestra web: https://bit.ly/2wBMaxy

Posted by La Nueva Línea on Monday, May 14, 2018

El nuevo Plan General de Ordenación Urbana de La Línea continúa en proceso de elaboración. Y sus responsables, tanto el Ayuntamiento de La Línea como el equipo técnico encargado de la redacción, siguen proponiendo ideas y temas para el debate sobre el futuro de la ciudad a través de su página web La Nueva Línea. Tanto en dicha web como en las redes sociales (Facebook de La Nueva Línea  |  Twitter de La Nueva Línea), los ciudadanos de La Línea tienen la posibilidad de opinar y debatir sobre las líneas maestras del plan urbanístico que dibujará la ciudad del futuro.

Uno de los asuntos sobre los que se quiere incentivar el debate público es la integración de la ciudad en el entorno paisajístico. En este sentido, desde La Nueva Línea se propone buscar inspiración en la integración de La Alhambra con su ciudad, Granada. Aunque pueda parecer contradictorio, esta urbe llegó a ver comprometido su desarrollo futuro debido al importante auge turístico del monumento.

Esto obligó a desarrollar un importante plan urbanístico, elaborado por el Estudio Segui, el mismo que trabaja en el PGOU linense, que consistió en la integración de La Alhambra en su ciudad, peatonalizando calles, rehabilitando edificios y espacios, construyendo nuevos accesos, etc. Este plan llegó a obtener el Premio Nacional de Urbanismo de 1987 y hoy en día es referente en cuanto a planificación urbana gracias a sus excelentes resultados: ahora el monumento y la ciudad no viven de espaldas, sino que “dialogan” entre ellos. De esta manera, Granada se beneficia económicamente y se ha convertido en un destino turístico por sí mismo.

Puede obtenerse más información en la página web de La Nueva Línea.