La delegación municipal de Limpieza ha informado de que el servicio extraordinario establecido para la Velada y Fiestas 2018 ha recogido un total de 21.600 kilos de residuos  tras el primer fin de semana. De ellos, 8.400 se retiraron tras la cabalgata del sábado y 13.200 kilos después de la celebración del domingo rociero, mil de ellos en el recinto ferial.

Aunque estas cantidades no suponen una disminución  significativa de la basura generada en años anteriores, sí ha resultado mas fácil y rápida su retirada, gracias a la colaboración de los ciudadanos que utilizaron las bolsas de basura repartidas durante la cabalgata y las depositaron en los contenedores situados a lo largo de la avenida del Ejército. El teniente de alcalde delegado de Limpieza y Mantenimiento Urbano, Juan Macías, constató que dichos contenedores estaban llenos, por lo que ha expresado su agradecimiento a los asistentes “por la muestra de colaboración ciudadana y el aprecio a la ciudad de los vecinos, palpables durante todo el fin de semana”, manifestó.

El dispositivo extraordinario de limpieza contó con 20 personas y comenzó el a las 23.00 horas del sábado, hasta las 04.00 de la madrugada. El domingo se inició a las 19.00 horas con la limpieza del centro, hasta las 0.5.00 horas. Tras la retirada de residuos comenzó la limpieza con agua a presión que se mantendrá  durante toda la semana.

En lo que concierne al recinto ferial, un bando recuerda que la ordenanza de limpieza obliga a caseteros y feriantes a depositar los residuos en bolsas de basura cerradas y transportarlas en cubos hasta alguno de los contenedores dispuestos en el recinto. Estos residuos deben recogerse diariamente y quedar las casetas y zonas de feriantes completamente limpias y recogidas al final de las fiestas. En caso contrario, la responsabilidad será de los titulares de las mismas.

Por el momento no se han registrado incidencias y la normalidad es la tónica dominante.