Los dos fallecidos durante una persecución entre la Policía de Gibraltar y una lancha son ceutíes

3217
Imagen de archivo de la Policía de Gibraltar.
arcgisa

Una persecución entre la Policía Real de Gibraltar y una lancha semirrígida ha acabado con un desenlace fatal: dos de los ocupantes de la segunda embarcación muertos. Fuentes de la investigación aseguran que los ocupantes eran tres varones de Ceuta, dos de ellos han fallecido, y uno portugués que realizaban actividades relacionadas con el tráfico de droga.

La embarcación es un casco semirrígido inflable (RHIB) de 14 metros del tipo comúnmente utilizado en la actividad del tráfico de drogas, propulsado por cuatro motores fueraborda de 300 caballos y equipado con un equipo de radar. La persecución a alta velocidad surgió después de que se detectara la embarcación sospechosa mientras apoyaba la actividad de tráfico de drogas, lo que dio lugar a una estrecha cooperación entre la Unidad Marítima de la RGP y las fuerzas del orden españolas.

Dos de los ocupantes de la lancha recibieron tratamiento por sus lesiones en el Hospital de San Bernardo y se encuentran actualmente bajo custodia policial tras su arresto por los delitos relacionados con la navegación peligrosa, la importación prohibida y la obstrucción de la policía.

La Policía Real de Gibraltar (Royal Gibraltar Police – RGP) continúa investigando actualmente las circunstancias que rodean una colisión en el mar durante las primeras horas de esta mañana.

El Gobierno de Gibraltar ha nombrado a un oficial superior de investigación y se han puesto en marcha los protocolos pertinentes tras el incidente.