Los Playmobil toman el Cruz Herrera para mantener vivo el espíritu navideño

1017
Diorama Playmobil 'Ciudad navideña'. Foto: S.D.

La ‘Ciudad navideña’ de Marco Zorrilla recrea la ilusión de niños y adultos por la Navidad. El tradicional diorama de Playmobil realizado por el linense Marco Antonio Zorrilla puede ya visitarse en el área de descanso del Museo Cruz Herrera, hasta el 30 de enero de 2021. Hoy ha tenido lugar el acto de presentación de esta actividad con la asistencia del alcalde, Juan Franco; la concejal de Cultura, Encarnación Sánchez; la directora del museo, Mercedes Corbacho, y el propio creador. El horario de visitas actual es de martes a sábado, de 10.00 a 14.00 y de 16.00 a 18.00 horas. Los lunes y domingos permanece cerrado.

El alcalde ha destacado el interés que año tras año genera este diorama y el gran número de visitas que registra, agradeciendo el trabajo de Marco Zorrilla, que cada Navidad sorprende con temas diferentes y novedades de montaje. Juan Franco ha señalado que esta diorama aporta valor por sí misma y además contribuye a que las familias conozcan el patrimonio artístico que alberga el Museo dedicado a Cruz Herrera con las diferentes muestras plásticas que ofrece. “Conseguimos que este museo esté lleno de actividad durante todo el año y que haya para todos los gustos”, aseguró el alcalde, quien felicitó a la edil de Cultura y a la directora de la pinacoteca por su trabajo.

La edil de Cultura ha recordado que el primer diorama de Playmobil se instaló en el museo en 2016 con un belén medieval, al que siguieron ‘Aventuras en el oeste’, en 2017; ‘Piratas’, en 2018, y el ‘Mundo mágico’, en 2019, hasta llegar a la ‘Ciudad navideña’ de 2020. Encarnación Sánchez ha subrayado que, a pesar de las restricciones y la situación que la pandemia ha impuesto, “los más pequeños deben tener esa ilusión por la Navidad, aunque sea un poco extraña”. 

Mercedes Corbacho ha apuntado que el planteamiento del Museo Cruz Herrera es combatir el virus de una forma positiva y cumpliendo las normas. Así, en el interior se indica el itinerario que se debe seguir con flechas en el suelo para no coincidir con otras visitas, además de requerir uso de mascarillas y reducir el aforo. En este sentido, cuarenta es el número máximo de personas en la totalidad del edificio, con restricción a seis no convivientes en la zona del diorama. “Este año, Marco nos ha sorprendido con una ciudad navideña y creo que más que nunca necesitamos ese sentimiento navideño y que no perdamos la ilusión”, ha manifestado Corbacho, quien pidió comprensión a los visitantes si deben esperar su turno.

Marco Zorrila, por su parte, ha coincidido que envolverse en la Navidad “combate la tristeza que estamos viviendo y da esperanza a todo lo bueno que está por venir”. Su elaboración no ha sido fácil, pues Playmobil no destaca en la temática navideña, así que ha ido adaptando los personajes. La maqueta cuenta con efectos de iluminación, música, un tren eléctrico y pequeñas escenas alusivas a valores como el amor, la enseñanza y la generosidad.