Comerciantes dicen que la Navidad “no ha ido bien” y ven con “incertidumbre” las rebajas

211
Un comercio, con el cartel típico de rebajas

La Confederación de los comerciantes andaluces, Comercio Andalucía, ha señalado este jueves que la campaña navideña en el pequeño y mediano comercio “no ha ido bien” y “no ha servido para salvar un pésimo 2020” –donde las ventas han caído un 50% con relación al 2019–, toda vez que encaran el periodo de rebajas con “incertidumbre” ante la posibilidad de “endurecer” las restricciones que rigen actualmente en la comunidad por la pandemia de la Covid-19.

En declaraciones a Europa Press, su presidente, Rafael Bados, ha explicado que la campaña navideña “no ha ido bien” ya que “arrancamos con una serie de restricciones referentes a horarios, aforos y movilidad que afectaron muchísimo al desarrollo de la campaña las dos primeras semanas”, y aunque “luego estas restricciones se eliminaron y la campaña se normalizó, el consumo está muy retraído y la Navidad no ha servido para salvar un pésimo 2020, un año muy duro para el sector del comercio y que lamentablemente se ha llevado por delante el 10% del tejido comercial andaluz”.

“No ha sido un muro de contención”, ha abundado Bados, quien ha especificado que en las dos primeras semanas de campaña, debido a las restricciones, las ventas “cayeron un 80% respecto al mismo periodo del año anterior”, y durante el resto, el volumen de ventas “ha sido sensiblemente inferior al del año pasado”.

Respecto a la periodo de rebajas, el presidente de Comercio Andalucía ha señalado que las encaran “con bastante necesidad de que se desarrollen con normalidad, aunque ahora mismo con mucha incertidumbre debido a las restricciones sanitarias”. “No sabemos si este domingo habrá nuevas medidas de restricción que afectarían de forma importante a una campaña que, aunque ha perdido mucha fuerza en los último años, sigue siendo un fecha importante para el comercio”, ha manifestado.

Además, desde Comercio Andalucía reclaman al Gobierno central que “se vuelvan a regular los periodos de rebajas”, después de que en 2012 se liberalizaran y “se creara un escenario que solo favorece a los grandes de la distribución comercial en detrimento del pequeño y mediano comercio”, de modo que “se pueda dar un cierto equilibrio al sector que saltó por los aires con esta medida”. “Este año la impresión que tenemos es que el impacto positivo de las rebajas, siempre y cuando no haya ningún tipo de restricciones, no dure más allá de dos semanas”, ha asegurado.

Así, Bados ha apuntado que “están expectantes ante las medidas que se adopten este domingo”, al tiempo que ha añadido que ante la posibilidad de “endurecer” las restricciones tras la reunión este vienes del Comité Asesor de Alertas de Salud Pública de Alto Impacto, piden a la Junta de Andalucía “que considere la diferencias que hay entre el pequeño y mediano comercio con respecto a otro tipo de formato más grande”.

Esperan “sensibilidad de la Junta”

“Espero que en esta ocasión, a diferencia de la campaña de Navidad, se tenga en cuenta esa diferencia, no se nos incluya en el mismo lote y no se nos apliquen esas restricciones”, porque en nuestros establecimientos “no hay avalanchas de personas, hay un control exhaustivo del aforo y entendemos que no somos un foco de propagación del virus”. “Esperamos esa sensibilidad de la Junta para un sector que está muy necesitado de poder desarrollar la campaña de rebajas con normalidad”, ha manifestado.

Por último, el presidente de Comercio Andalucía ha pedido a los consumidores que “ahora más que nunca apuesten y se decanten por el pequeño y mediano comercio que da trabajo a uno de cada cuatro andaluces”.