La inversión de 18,75 millones en saneamiento, “la más importante en la historia de la ciudad”

El alcalde, Juan Franco, y el edil Juan Macías, vicepresidente de Servicios en Mancomunidad, agradecen el apoyo de Lozano y Carrión y lamentan que para otros no sea una noticia "políticamente oportuna"

457
Operarios municipales, realizando tareas de mantenimiento en la red de alcantarillado

El alcalde de La Línea, Juan Franco, y el teniente de alcalde Juan Macías, vicepresidente responsable del Área de Servicios en la Mancomunidad de Municipios, han defendido hoy en una rueda de prensa telemática la “importancia” que la modificación del contrato de saneamiento, alcantarillado y depuración de aguas en La Línea, aprobada este lunes en la Junta de Comarca, tiene para la ciudad, y han lamentado, a preguntas de los periodistas, el rechazo manifestado públicamente por la Ejecutiva Local del PSOE. “Es una inversión muy necesaria y viable, aunque parece que para algunos no es oportuna políticamente, porque no les viene bien”, comentó Juan Franco.

La “inversión más alta en infraestructuras hidráulicas en la historia de la ciudad”, en palabras de Macías, sumará un total doce 18,75 millones de euros y supondrá, en la práctica, “una bajada en el recibo del agua”, así como considerables mejoras en la red de alcantarillado y depuración, acabando con algunos de los “problemas más acuciantes” de la ciudad.

Además, el alcalde ha destacado que esta modificación, que conllevará una prórroga para la actual concesionaria, Aqualia, por un periodo de 15 años, es un “hito histórico” que cuenta “con todos los informes favorables, jurídicos, técnicos y económicos”, y ha agradecido el apoyo mostrado por la representación socialista en la Mancomunidad, y, muy especialmente, del presidente, Juan Lozano, y el concejal linense del PSOE Andoni Carrión, que votó a favor de una iniciativa que “contribuirá a solventar los problemas que padece la ciudad en materia de saneamiento”.

Tal y como ha detallado el concejal de La Línea 100×100, una parte importante de la inversión total aprobada, 6,75 millones de euros, se destinarán a la modernización de la red de alcantarillado, lo que permitirá “evitar inundaciones y otros defectos en la red, abaratando gastos de mantenimiento”, y 2,6 millones de gastarán en mejorar el servicio, ampliando el parque móvil con un camión de alto vacío adicional, junto a otras mejoras e incorporación de personal.

En lo que respecta a la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR), parte de la inversión, concretamente 1,6 millones, se destinarán a su modernización, adaptándola a la normativa actual y “acabando así con los malos olores y los vertidos irregulares al mar”, al tiempo que se destinarán también 6,2 millones de euros a la implantación del “tratamiento terciario” en dicha EDAR, lo que “posibilitará la reutilización del agua residual para el riego de parques y jardines, riego agrícola y reutilización industrial”. Según insistieron en dejar claro tanto el edil responsable de este servicio como el propio alcalde, “el coste de uso será asumido por los usuarios del servicio, y no por la ciudad”.

La bajada del recibo del agua, un logro social

De toda esta “importante inversión”, Juan Franco y Juan Macías han destacado hoy, muy especialmente, lo que supondrá poder reducir en un 18,5% la factura de la depuración, lo que “supondrá un ahorro económico del 8,25% del total de la factura de alcantarillado y depuración”. “Vamos a bajar el recibo del agua”, comentaron. Y Juan Macías puso algún ejemplo, señalando que “para una familia media, con un consumo de 40 metros cúbicos, la reducción en la tarifa le permitirá pasará de pagar 100 euros a 83 u 84 euros al trimestre”.

Otra noticia de especial repercusión para muchos lineases tiene que ver con los 1,6 millones de euros que se destinarán a la creación de un Fondo Social, que permitirá asistir a las familias que se encuentren en situación de vulnerabilidad. Según detalló Juan Macías, a esta “bolsa social” se destinará el 1,5% de la facturación anual del servicio.