La Junta medicaliza el centro de mayores El Palmeral en La Línea

1311

La Junta de Andalucía, a través de la inspección de servicios sanitarios de la delegación territorial de Salud y Familias, ha decidido llevar a cabo una serie de medidas en varios centros de mayores del Campo de Gibraltar ante la situación de complejidad que se vive por la presencia del Covid-19. Así, la inspección de servicios sanitarios de la delegación ha decidido medicalizar las residencias Vitalia en Algeciras, Nuestra Señora del Rosario de Los Barrios, El Palmeral en La Línea y la Casa del Mayor de San Roque, que fue objeto de una evacuación el pasado fin de semana.

En el caso de Vitalia Algeciras, Nuestra Señora del Rosario en Los Barrios, el Centro Residencial de Mayores El Palmeral y la Casa Mayor de San Roque se ha procedido a su medicalización. Esta herramienta consiste en la adaptación clínica del espacio residencial y la coordinación asistencial con la atención primaria y hospitalaria de referencia, en este caso las áreas de gestión sanitaria del Campo de Gibraltar este y oeste. 

Esta medida se adopta en base a la orden de 20 de marzo de 2020 de la Junta de Andalucía, en la que se insta a la adopción de medidas en relación con las actuaciones sanitarias en centros sociosanitarios, cualquiera sea su titularidad y tipología de gestión, en salvaguarda de la salud pública a causa de la pandemia por coronavirus Covid-19.

En cuanto a la Casa del Mayor de San Roque, además, se optó el pasado fin de semana por el sistema de evacuación, una medida establecida por la Junta de Andalucía, desde el inicio de la pandemia, cuando en un centro de mayores puedan existir dificultades estructurales para organizar los aislamientos; falta de personal para desarrollar los cuidados y prevenir problemas de salud; o cuando se produzcan situaciones clínicas específicas debidas a un control clínico insuficiente que puede mejorarse evacuando a los residentes.

Salud y Familias se ha visto obligada a intervenir de esta manera en este centro de titularidad municipal, después de que la enfermería gestora de casos del centro de salud de San Roque monitorizara de forma continuada el centro, al detectarse el primer caso positivo en coronavirus el pasado 12 de enero. Pese a esta atención, durante este fin de semana se han trasladado a 12 residentes de estas instalaciones al Hospital San Carlos de San Fernando, ya que es el centro de evacuación indicado para estos casos, ya que, según el escrito de la inspección “no es posible el aislamiento-sectorización por falta de espacios”. Además, se resuelve medicalizar para velar por los residentes que continúan en el centro. 

La delegada territorial de Salud y Familias, Isabel Paredes, ha asegurado que se está trabajando “activamente” por el bienestar de los residentes y trabajadores de los centros de mayores del Campo de Gibraltar, así como del resto de la provincia, “de lunes a domingo, sin importar horarios, y así seguiremos, para detectar cualquier necesidad y atenderla”.

Asimismo, ha recordado que tanto las medidas de medicalización, como de evacuación, así como cualquier otra que pudiera articularse, “responde a unos criterios  clínicos”. Por último, ha resaltado que se trabaja estrechamente en contacto con la dirección de estos centros residenciales, a los que ha agradecido su colaboración, así como “la ingente labor” que realiza la inspección de servicios sanitarios y el personal sanitario de las áreas de gestión sanitarias de Campo de Gibraltar este y oeste, “implicado en la atención de nuestros mayores”.